16 febrero 2009

CHAMPIÑONES RELLENOS DE BACON

Hoy os invito a conocer una receta que en principio puede que penséis, al igual que pensaba yo, que podría ser muy laboriosa y que el resultado de cocer los champiñones en el horno, no fuera de nuestro agrado. ¡Qué equivocación! ¿Receta laboriosa? ¡Pues no! ¿Champiñones duros? ¡Pues tampoco no!

Es necesario aclarar una serie de cuestiones en lo que se refiere al peso de los champiñones. El que os indico es peso en limpio. Me explico: sabéis que muchos champiñones, especialmente los que venden al peso, vienen con el pedúnculo bien cargadito de una tierra de color negra. Cuando compramos los champis, esta tierra viene incluída en el peso, y hay que quitarla naturalmente. Así que tened en cuenta el añadir un poco más de peso al comprarlos contando con quitar esa parte terrosa.

Y segundo, buscad o pedid que los champis sean más bien grandecitos para poder rellenar sin estrecheces. Para quitar el pedúnculo al champi, yo usé una de estas herramientas de cocina que sirve para hacer patatas con forma de bolitas, ¿sabéis el que digo? Con este utensilio podéis dar un poco más de holgura al sombrero, que es la parte a rellenar.

Bueno, pues vamos a por la receta:

..:: Ingredientes ::.. (4p)

* 800 gr de champiñones, ya limpios
* 8 lonchas de bacon
* 2 dientes de ajo
* aceite de oliva
* sal

..:: Elaboración ::..

1. Limpiamos bien los champiñones al chorro del agua y dejamos escurrir en un colador grande.

2. Separamos los pedúnculos de los sombreros intentando abrir espacio en éstos para rellenarlos. Reservamos los pedúnculos.

3. En una fuente de horno, barnizamos la base con aceite, disponemos los sombreros de uno en uno, los barnizamos de aceite y salamos. Introducimos en el horno a 180º durante 20 minutos.

4. Cortamos en trozos pequeñines los pedúculos. Ponemos aceite en una sartén y doramos los dos dientes de ajo cortados finamente. Una vez dorados, añadimos los pedúnculos troceados, salamos y dejamos hacer despacio.

5. Picamos las lonchas de bacon finamente y las añadimos a la sartén. Removemos, dejamos freir unos minutos y retiramos del fuego.

6. Sacamos la fuente del horno y vamos rellenando los sombreros con la mezcla de la sartén. Podemos coronarlos con un poquito de queso para gratinar. Los introducimos de nuevo en el horno a 180º durante 10 minutos.

En la foto, los véis sin el queso gratinado.






3 comentarios :

  1. Una receta que me vuelve loca, los champiñones sean como sean son mi delirio.
    Un besito wapisima

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué ricos! Si es que además los champis y las setas me encantan. Geniales.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  3. Rosa, Marhya, parece que coincidimos en alguna que otra cosa: los champis. ¡Qué ricos que son! un saludo.

    ResponderEliminar

¡Exprésate! Di lo que opinas, haz una sugerencia, coméntame una duda ... lo que quieras, que será bien agradecido y recibido.